Posts by admin

Libro Simplemente Cristiano – N. T. Wright

Durante dos mil años el cristianismo ha afirmado resolver estor profundos ministerios. Simplemente Cristiano lleva al lector por un recorrido, paso a paso, por la fe cristiana, explica con claridad y sencillez lo que es realmente el cristianismo y cómo se practica.

DESCARGAR LIBRO AQUI

¿COMO SE SALVARON LOS ANTIGUOS CREYENTES?

En Hebreos 11 tenemos una lista de héroes que hicie- ron hazañas por fe; pero esta fe, ¿incluía, como en nuestro caso, la fe en Jesucristo y la obra redentora que El llevó a cabo por nosotros en la cruz?

R. No con la misma claridad que nosotros lo tenemos, pero es evidente que Dios dio a nuestros primeros padres y al pueblo de Israel alguna noción de su plan de salvación por medio del sacrificio y muerte de un Redentor, observan- do los siguientes detalles:

1.° Adán y Eva se hicieron delantales de hojas de higue- ra, pero Dios les hizo vestir con pieles de animales sacrifi- cados. La muerte del animal inocente era ya un tipo del Cordero de Dios que murió para que nosotros pudiéra- mos ser vestidos con el vestido de justicia de Cristo.

2.° Caín trajo como ofrenda al Señor del fruto de la tierra; y este sacrificio no le fue aceptado; en cambio, Abel, que sacrificó un cordero «por fe» (según expresa la carta a los Hebreos), demostró que había hecho caso de las ins- trucciones que Dios había dado a sus padres acerca de un Sacrificio Redentor del cual los animales sacrificados eran símbolo. Nótese que tanto Noé como Abraham ofrecieron sacrificios de animales, antes de que Dios diese instruccio- nes sobre tales sacrificios al pueblo de Israel. ¿No es porque las había dado a Adán y Eva?

La humanidad entera recibió por tradición la idea del sacrificio expiatorio que Dios implantó, sin duda, en la mente y corazón de nuestros primeros padres; pero Sata- nás (probablemente por medio de revelaciones del sonam- bulismo practicado por los antiguos desde los mismos ini- cios de la raza, según hallamos en la historia de los antiguos pueblos) tergiversó las instrucciones divinas hasta el punto de inducir a los pueblos paganos el sacrificio de víctimas humanas.

3° El cordero sacrificado en la Pascua era una clara re- presentación de Jesucristo, como hallamos en 1.a Corin- tios 5: 7.

Todo ello nos demuestra que los judíos tenían una idea, aunque borrosa, del plan de Dios para la salvación del mun- do, por lo cual los discípulos de Juan pudieron entender perfectamente las palabras del Bautista: «He aquí el Cor- dero de Dios que quita los pecados del mundo.»

La fe en este supremo y sublime propósito de Dios equi- valía para ellos a nuestra fe en Jesucristo crucificado, que nos otorga la vida eterna.

Muchos han visto en los pasajes de 1.a Pedro 3: 18 al 20 y Efesios 4: 8-10 un cumplimiento de la figura que tenemos en el Antiguo Testamento acerca del lugar santísimo, don- de no podía entrar el sumo sacerdote sino con la sangre expiatoria; de modo que tan pronto como Jesús hubo rea- lizado su sacrificio sobre la cruz pudo «llevar cautiva la cautividad» ascendiendo a la diestra de Dios.acompañado de los que durante el período del Antiguo Testamento ha- bían confiado en El. (Efesios 4:9, a los cuales el profeta Zacarías, cap. 9: 19, llama: «prisioneros de esperanza. »)

A esta suposición suelen objetarse las palabras de Jesús a María Magdalena: «Aún no he subido a mi Padre, mas subo a mi Padre y a vuestro Padre, a mi Dios y a vuestro Dios.» Pero nadie puede conocer dónde se hallaban antes de su ascensión los espíritus encarcelados, que, según pa- rece, a tenor de los textos antes citados, Jesús había ido a sacar del Hades, ya que los espíritus son seres invisibles y podían estar con Jesús, aun en el mismo momento de la ascensión, invisibles a los ojos de los discípulos, pero visi- bles para Jesús y los ángeles que le acompañaban.

La Biblia y su Contexto – Craig Keener (Libro Gratis en PDF)

Aquí este libro en PDF, gratis, por Craig Keener.
Esto es lo que Keener dice al respecto:
A través de la historia, muchos de los avivamientos más grandes sucedieron cuando la gente se volvía a las Escrituras, permitiéndole que les desafiara a escuchar nuevamente el mensaje de Dios en su generación.
En muchas partes del mundo la iglesia necesita regresar a la Biblia tanto o más que aquellos, buscando de Dios un viento fresco del Espíritu que desafíe muchas de las cosas que se hacen en el nombre de Dios, Su Palabra o Su Espíritu.
Que podamos orar por tal avivamiento, escudriñar las Escrituras por nosotros mismos, y convertirnos en agentes de Dios propagando Su mensaje.
He desarrollado esta asignatura a partir de los principios más básicos hasta los más complejos. A algunos estudiantes les podrá parecer que principios como el del “contexto” son demasiado básicos, y quizás deseen saltarlos.
Pero antes que lo hagan, les animo a que busquen muestras de ejemplos de contexto; muchos quedarán sorprendidos de cuántas canciones, sermones y dichos populares han tomado los textos fuera de su contexto.
En otras palabras, una cosa es afirmar que creemos en el contexto, y otra muy diferente es practicar esa habilidad de manera coherente.
La meta principal de estudiar la Palabra de Dios es conocer mejor a Dios, y mientras mejor le conozcamos, mejor entenderemos Su Palabra.

Puesto que Dios nos dio la Biblia como un libro escrito que contiene mucha historia, Él espera que usemos principios literarios e históricos cuando la estudiemos, pero a la vez, ésta recoge el mensaje del corazón de Dios para Su pueblo, para que no la veamos como una mera materia de interés intelectual o por simple curiosidad.
Dr. Craig S. Keener.

DESCARGAR LIBRO AQUI

Características que diferenciaban a los Judíos con el resto de la humanidad

1. Los judíos tenían que adorar o servir a Dios (obligación implícita en el segundo de los diez mandamientos, que prohibe “el servicio” a los otros dioses: Ex 20,4; Dt 5,8). Esto suponía, sobre todo, adorarle en el Templo de Jerusalén. La Biblia exige que los varones judíos acudan al Templo tres veces al año, en las fiestas de peregrinación. En el siglo I, la dispersión de la población judía hacía esto imposible; los judíos procedentes de las regiones más remotas de Palestina probablemente iban al Templo una vez al año, pero los que vivían en otros países (llamados colectivamente la diáspora) muy rara vez realizaban la peregrinación. Acudieran o no, los judíos pagaban el impuesto del Templo, que sufragaba los sacrificios ofrecidos en nombre de toda la comunidad. El culto judío, sin embargo, no estaba limitado al Templo. Dt 6,4-6 exige que los judíos recuerden los mandamientos principales dos veces al día (“cuando te acuestas y cuando te levantas”). La mayoría de los judíos probablemente obedecían las instruciones de este pasaje: lo primero que se hacía por la mañana, y lo último por la noche, era repetir lo esencial del texto de Dt 6 (“ama al Señor tu Dios con todo tu corazón…”) y algunos de los mandamientos más básicos. También utilizaban estos momentos de la mañana y del atardecer para la oración. La mayoría de las comunidades judías, si no todas, tenían sinagogas, llamadas generalmente en griego “casas de oración”, donde el pueblo se reunía el sábado para estudiar la ley y orar. Así, además de adorar a Dios ocasionalmente en el Templo de Jerusalén, los judíos lo adoraban diariamente en sus casas y semanalmente en la sinagoga. (Trataremos de las sinagogas con más detalle en el capítulo 8.)
<!–more–>
2. Los judíos circuncidaban a. sus hijos varones al poco de nacer. Este fue el requerimiento impuesto al pueblo por el pacto con Abraham (Gn 17).

3. Los judíos no trabajaban en sábado, el séptimo día de la semana (cuarto mandamiento, Ex 20,8-11; Dt 5,12-15). La Biblia hace extensivo el día de descanso a la familia entera, a los siervos, a los extranjeros que vivían en poblaciones judías y al ganado. Además, cada año séptimo los agricultores judíos de Palestina se abstenían de cultivar sus campos, y hasta la tierra descansaba.

4. Los judíos evitaban ciertos alimentos por considerarlos “impuros” y “abominables” (Lv 11; Dt 14). El cerdo y los mariscos son los dos alimentos más famosos prohibidos por la Biblia, pero hay muchos otros, como las aves de presa, los roedores y la carroña.

5. Antes de entrar en el Templo, los judíos tenían que purificarse. Las principales fuentes de impureza eran el semen, la sangre menstrual, otras emisiones de la zona genital (como las causadas por la gonorrea y el aborto), el parto y los cadáveres (Lv 11; 15; Nm 19). La purificación religiosa previa al culto en el templo era parte integrante de toda religión en la antigüedad. La ley judía requería que los procesos corporales más íntimamente conectados con la vida y la muerte se mantuvieran alejados de lo que era santo e inmutable: la presencia de Dios. En el siglo I, algunos grupos ampliaron las normas de pureza más allá de los requerimientos bíblicos fundamentales. Por ejemplo, algunos se lavaban las manos antes de la oración; otros, antes y después de los comidas.

E. P. Sanders,  La Figura Histórica de Jesús pgs. 56-57.

¿Qué enseñan los Adventistas del Séptimo Día?

Afirmaciones

  1. La Biblia es inspirada y es la Palabra de Dios.
  2. Trinitarios: El Padre, el Hijo y el Espíritu Santo son un solo Dios en tres personas.
  3. Jesús es Dios y siempre ha existido con el Padre.
  4. El Espíritu Santo es una persona.
  5. El sacrificio de Cristo fue vicario.
  6. Jesús se levantó físicamente de la muerte en Su cuerpo glorificado.
  7. Creen en la salvación por gracia pero se ayudan con las obras.
  8. Jesús ascendió corporalmente al cielo.
  9. El bautismo es por inmersión.
  10. El retorno visible, literal de Jesús.
  11. Jesús regresará para establecer un reino milenial. Ellos son Pre Milenialistas.
  12. La creación se llevó literalmente a cabo en seis días, no en períodos largos.


Negaciones

  1. Niegan el bautismo rociado con agua.
  2. Niegan el bautismo de los niños.
  3. Niegan la inmortalidad del alma.
  4. Niegan la eternidad del infierno.
  5. Niegan cualquier uso de alcohol en las bebidas o el consumo de tabaco.

Aberraciones

  1. Nuestros pecados serán finalmente puestos en Satanás.1
  2. Jesús es el Arcángel Miguel.
  3. La adoración tiene que hacerse en Sábado.
  4. El 22 de Octubre de 1844 Jesús entró en la segunda y última fase de su obra expiatoria.
  5. El Juicio Investigativo: el destino de todas las personas será decidido con base en este evento en el futuro.
  6. La muerte no existe más: es el alma dormida.
  7. Los malvados son aniquilados.
  8. Elena G. White, la “fundadora” del Adventismo del Séptimo Día, fue mensajera de Dios con el don del espíritu de profecía.
  9. Existe un santuario en el cielo donde Jesús lleva a cabo Su trabajo mediador.

Las Doctrinas Falsas Del Mormonismo

Caminando por la calle de la ciudad, uno ve a dos jóvenes muy bien parecidos.  Los jóvenes están en una misión religiosa – desean convertirle a usted en uno de los feligreses de la Iglesia de Cristo de los Santos de los Últimos Día, los mormones.
A primera vista, parece que los mormones son solamente un grupo más entre los muchos grupos religiosos del mundo actual.  Sin embargo, una corta comparación de las doctrinas mormonas con las enseñanzas de la Biblia revela graves errores en las doctrinas mormonas.  A la luz de la Biblia, es obvio que el mormonismo no es evangélico ni se basa en la Palabra de Dios.  Note algunas de las falsas doctrinas enseñadas por los mormones:

NO BASAN SU FE EN LA BIBLIA.
Los mormones dicen que creen en la Biblia hasta donde se ha conservado la traducción correcta.  Afirman que la “iglesia apóstata” la ha corrompido gravemente, quitando muchas partes y agregando otras.  Han publicado su propia versión de la Biblia (2 Tim. 3:16-17).

NO TIENEN A LA BIBLIA COMO SU ÚNICA REGLA DE FE Y PRACTICA.
El mormonismo dice que la Biblia es insuficiente.  No contiene toda la verdad que Dios desea dar a su pueblo.  Por lo tanto, Él ha dado otras revelaciones a José Smith que están en el mismo nivel de la Biblia.  Estas se hallan en sus libros: “Él Libro de Mormón”, “La Perla de Gran Precio” y “La Doctrina y Los Pactos”.  Son la guía suprema para la iglesia.  Además, Dios habla por medio del sacerdocio.  Los Oráculos Vivos “valen más para los Santos de los Últimos días que todas las Biblias” (Salmos l38:2; Filipenses 3:16).

NO CREEN QUE HAY UN SOLO DIOS.
El mormonismo enseña que hay muchos dioses.  Enseñan que todos los dioses, inclusive Jesucristo y su Padre, tienen cuerpos gloriosos de carne y hueso.  Están sujetos a las leyes que gobiernan lo físico y están en todo el universo.  Enseñan que los dioses han sido humanos.  Tienen muchas esposas y procrean hijos.  Los hijos de estas uniones celestiales son espíritus que esperan la oportunidad de nacer en el mundo.  Si oyen la doctrina mormona, la aceptan y cumplen fielmente con todas las obligaciones de la iglesia, después de la muerte serán dioses (1 Timoteo 2:5).

NO CREEN EN LA DEIDAD DE CRISTO.
Dicen que Jesucristo fue el Hijo de Dios-Adán y María.  No fue engendrado por el Espíritu Santo, sino por generación natural.  Enseñan que Jesús tuvo varias esposas, entre ellas, Marta y María, las hermanas de Lázaro y María Magdalena.  Fue de esta manera que pudo “ver su linaje” prometido (Juan 10:30; Juan 1:1-3).

NO CREEN EN LA RELACIÓN DIRECTA DE DIOS PARA CON LOS HOMBRES.
Enseñan que el sacerdocio mormón reparte los dones del Espíritu Santo a su voluntad.  Sin embargo, la Biblia enseña claramente que Dios ahora se relaciona y trata directamente con cada individuo (1Timoteo 2:5; 1Pedro 2:9; Hebreos 4:14-16).

NO CREEN EN LAS LEYES ABSOLUTAS DE DIOS.
Enseñan que Adán se vio en necesidad de desobedecer uno de los mandamientos de Jehová para poder cumplir con otro más importante, el de poblar la tierra.  Por la desobediencia de Eva, ella había sido condenada a la mortalidad.  Para poder retenerla por esposa y poblar la tierra, él también tendría que hacerse mortal. Sabiamente desobedeció también para que pudiera nacer la raza humana (Santiago 1:13-14).

NO CREEN EN LA OBRA PERFECTA DE CRISTO.
El mormonismo enseña que Jesucristo expió solamente el pecado de su Padre, Dios-Adán.  Esto hizo posible la liberación de la humanidad de los efectos de la caída, pero no era para redimir al hombre de los pecados individuales (Hebreos 10:10-12; Juan 19:30).

NO CREEN EN LA SALVACIÓN POR GRACIA.
Se enseña que los que han muerto sin ser bautizados en la iglesia de los mormones tendrán una oportunidad de oír la predicación de la verdad en el mundo de los espíritus.  Muchos creerán pero no tienen allí la oportunidad de bautizarse para ser salvos.  Por lo tanto, los fieles que aún viven deben bautizarse en lugar de cada difunto cuya conversión desea.  Así pueden tomar parte, cuantas veces deseen, en la salvación de las almas.  Enseñan que el estado eterno de la mujer depende de haber dado a luz a hijos en esta vida.  Basan su idea de la salvación por medio de la maternidad sobre 1 Timoteo 2:15 (Efesios 2:5-9; Hechos 10:11; 2 Timoteo 1:9).

NO CREEN EN LA MONOGAMÍA.
Según los mormones, los fieles llegarán a ser dioses, como Adán-Dios.  Si los esposos son “sellados” en el templo, el matrimonio es eterno.  El hombre, con su esposa o esposas como reinas, reinarán sobre el planeta que sea su responsabilidad.  Continuarán procreando hijos espirituales eternamente.  Las solteras tendrán que servir en una capacidad inferior en el mundo venidero.  Por lo tanto, las mujeres prefieren ser una de varias esposas y no ser una criada por toda la eternidad.  Puesto que las leyes del país prohíben la poligamia, pueden celebrarse bodas espirituales para ser esposos en el cielo aunque no puedan casarse ante la ley ahora.  José Smith escribió las palabras siguientes sobre el matrimonio celestial:”Abraham recibió concubinas y ellas dieron a luz a sus hijos, y le fue contado por justicia.  Id, por lo tanto, y haced las obras de Abraham; entrad en mi ley y seréis salvos” (Doctrinas y Pactos 132:37, 34).  Que vea Mateo 19:5-6; 1 Corintos 7:2; Efesios 5:31).

NO CREEN EN EL JUICIO ABSOLUTO DESPUÉS DE LA MUERTE.
Creen que los paganos resucitarán con los justos y tendrán la oportunidad de oír la verdad.  Si la aceptan serán salvos; si la rechazan, condenados (Hebreos 9:27; Apocalipsis 20:11-15).Habiéndose enterado el lector de las doctrinas falsas del mormonismo por medio de este análisis, es posible que dirá: “¿Qué bien cree el autor resultará por quitar así la máscara de este sistema falso; sacando a la luz del día la duplicidad de ésta impostura?  ¿Por qué no dejar en paz a esta gente, ahora pacífica y digna de elogio por muchas razones?  Al fin, ¿no son completamente sinceros los mormones?”La contestación a estas preguntas se encuentra primeramente en las palabras del apóstol Pablo cuando declara que es obligación de “el siervo del Señor que…con mansedumbre corrija a los que se oponen: sí quizá Dios les conceda que se arrepientan para conocer la verdad y escapen del lazo del diablo, en que están cautivos a la voluntad de él” (2 Timoteo 2:25-26).En segundo lugar, la Biblia declara que todos nosotros, por pertenecer a una raza caída moral y espiritualmente, o actualmente en rebelión contra Dios, estamos en peligro de ir al infierno, por TODA LA ETERNIDAD.

La Biblia también afirma claramente que la única manera de salvarse es mediante un arrepentimiento verdadero y una fe no fingida en el Señor Jesucristo de que habla el evangelio.  ¿No sería pues un crimen incalificable dejar perecer a tantos sin tenderles la mano.  ¿No sería una falta de amor el rehusar de exponer el error y a la vez anunciarles que no hay otro nombre bajo el cielo, dado a los hombres en que podamos ser salvos? (Hechos 4:12).

Si yo estuviera en el lugar de un mormón, hubiera deseado que alguien me desengañara; y si como un mormón llegara al infierno, ¿no culparía yo a los cristianos que guardaron silencio y me dejaron perecer sin echarme una soga para salvarme?Amigo mormón, le ruego admitir la perfección y suficiencia de las SAGRADAS ESCRITURAS (Santa Biblia), y desechar terminantemente toda adición y modificación que cualquiera quisiera hacer a ellas (Apocalipsis 22:18-19).  Sobre todo hínquese en la presencia del Dios de amor y verdad (que no es hombre que muda), y pida la iluminación del Santo Espíritu de Dios para ver la hermosura de la luz divina en la Santa Biblia, y volviendo las espaldas a lo falso, conozca la libertad gloriosa que el Hijo de Dios da (Juan 7:17; 8:31-32,36).

SI DIOS ESTÁ EN CONTROL ¿POR QUÉ PASAN COSAS MALAS? – N. T. Wright

N.T. Wright sobre cómo las buenas noticias del Evangelio transforman nuestra realidad actual.*(20/I/15) Gente alrededor del mundo está siendo perseguida y asesinada por sus creencias. Las guerras son furiosas. Millones viven en la pobreza.Oyendo estas cosas, a menudo encontramos la pregunta — a veces en voz alta, a veces sólo en nuestras cabezas — “¿Dónde está Dios en todo esto?”Es una pregunta con la que los creyentes han luchado con durante siglos, y es a N.T. Wright, un teólogo, a quien le interesa.
<!–more–>
Su nuevo libro, Simplemente Buenas Noticias, habla las formas en las que la verdad del Evangelio transforma nuestra realidad presente, creando un nuevo período de tiempo entre la muerte de Jesús y su regreso.
En el libro se argumenta que los cristianos han distorsionado el Evangelio de las “buenas noticias”. ¿Cómo es eso?El punto básico del libro es la diferencia entre la buena noticia y un buen consejo. La palabra “evangelio” significa originalmente “buenas noticias”, y noticia es acerca de algo que ha ocurrido dando como resultado que todo es diferente, incluyendo quienes somos, pero es mucho más grande que eso.Hemos convertido eso en buenos consejos como tomar una póliza de seguro de vida a futuro. “Te gustaría inscribirte para esta opción porque va a ser mejor para ti”.Ahora, no hay nada malo con los buenos consejos, pero no es igual que una buena noticia. Vivimos entre las noticias acerca de algo que ha sucedido y la promesa de que, por tanto, algo va a suceder. La noticia de lo que Dios ha hecho en y a través de Jesús crea un mundo nuevo, y nos invita a ese mundo.Así que estamos en este nuevo período escuchando entre las noticias y el cumplimiento de las noticias. ¿Cómo vivimos en esa tensión?Parte de nuestros problemas es que una característica de la modernidad occidental es que hemos olvidado, por decirlo así, las diferentes capas del tiempo.Incluso al decirlo suena como loco o raro, y la gente dice “qué quiere decir con ‘las diferentes capas de tiempo’?” Debido a la forma en que vivimos en el mundo de hoy, el momento es como una línea recta y las cosas quedan más y más lejos mientras te mueves hacia adelante. Pero durante la historia, la gente sabía perfectamente bien que, en la realidad, las cosas podrían cambiar con el tiempo.Se podría ser mucho más cercano a un evento del origen; aunque cronológicamente fuera hace mucho tiempo, esto podría ser mucho más cercano a la realidad.La vida de adoración y oración de la iglesia y los sacramentos y la lectura de las escrituras son una manera de hacer una realidad, así que aunque nos resulta difícil describir lo que está pasando, la realidad de esa fusión de tiempo — el tiempo de Dios y nuestro tiempo — es una realidad muy presente.Eso nos lleva a la antigua pregunta: Si Dios es bueno y está en control, ¿por qué permite cosas malas?Nunca puedes mirar la manera en que el mundo es y leer los propósitos de Dios fuera del mundo. Siempre hay más desconcierto y confusión. Ahora estoy mirando por la ventana en un hermoso cielo azul, una encantadora mañana de invierno, y piensas “este es un mundo maravilloso, es tan hermoso, está tan lleno de vida y promesa”. Cuando en realidad tuve vacaciones con una amiga cuyo marido murió hace un par de años atrás, y ella todavía está procesando la pregunta del ¿porqué sucedió en los primeros años de la mitad de su vida, como ocurrió esto?Vivimos en un mundo donde simplemente no puedes mirar a la evidencia y decir: “Ahí estás, hay un Dios Bueno, todo está bien”. Por eso la buena noticia de Jesús es que en medio de este mundo confuso, con tanta belleza, pero también mucho dolor, lo que ha hecho Dios en Jesús lanza un proyecto, que dice “El dolor es real, sí, pero Dios ha lidiado con él y lidia con él. La belleza y el poder de la creación son reales. Dios va a hacer las cosas nuevas, y esas son las señales”.Parte de nuestros problemas es que en el mundo occidental, hemos asumido que Dios es, por decirlo así, el ejecutivo (CEO) celestial de esta cosa llamada el corporativo del universo. Y luego, como dice uno de los personajes de Woody Allen: “una especie de yo creo en Dios, pero parece que es básicamente un mediocre”. En otras palabras, no es un buen CEO, no es bueno al ejecutar sus labores.Pero en realidad, el mundo es mucho más complicado que eso. No es simplemente una máquina o un negocio con Dios como CEO. Dios está involucrado con él de manera que es difícil de captar para nosotros, especialmente en el mundo moderno.Cuando leemos las historias de Jesús y vemos lo que está pasando en esas historias, tal vez necesitamos repensar el significado de la palabra “Dios” que vemos en Jesús. Entonces las cosas que se ven más claras y mejor enfocadas. No es simplemente la pregunta de “¿Dios se ha equivocado, es un error?” No, ha estado en medio de este problema con nosotros y ha tomado la peor decisión que puede hacer el mundo en sí mismo. Ha lanzado su proyecto de nueva creación. De eso trata la historia de Jesús.A nivel práctico, puesto que estamos en medio de eso y no podemos ver lo que Dios está haciendo ¿cómo vivir en esa realidad?Siempre es un misterio, pero las disciplinas cristianas clásicas de oración, de adoración, el estudio de las escrituras, y particularmente, del servicio a los pobres… en todas esas formas, nosotros estamos en realidad conectando la nueva creación, que ya ha sido lanzada. Misteriosamente seremos parte de eso.No es que podamos traer la nueva creación con nuestros propios esfuerzos — Dios lleva el tiempo de Dios. No construimos el Reino, construimos para el Reino. Dios construye el Reino, pero lo que hacemos en el presente va a ser tomado y usado dentro de ese proyecto de mayor envergadura.Me parece que esto es lo que la iglesia, en su mejor momento, siempre hace, generalmente por debajo del radar. La iglesia consta de todo el pueblo de Dios en este trabajo unido día a día, año tras año, y esto será parte de la nueva creación que Dios hará tarde o temprano.N.T. Wright (nació el 1 de diciembre de 1948) es un Obispo Anglicano jubilado, actualmente es Profesor Investigador de Nuevo Testamento y de Cristianismo Temprano en la Universidad de San Andrés en Escocia.)

9 COSAS QUE DEBES SABER SOBRE LOS MORMONES

El mormonismo es la religión de más rápido crecimiento en más de la mitad de los estados de Estados Unidos. Aunque los mormones consideran que su iglesia es un movimiento de restauración dentro del cristianismo (ya que creen que la Gran Apostasía sucedió entre el tiempo de la iglesia del Nuevo Testamento y su restauración bajo Joseph Smith), el Mormonismo difiere radicalmente de las enseñanzas y creencias cristianas ortodoxas. He aquí nueve cosas que debes saber acerca de las creencias mormonas:

Los Dones están Vigentes (libro)

Este libro les ayudará a tener argumentos bíblicos para contrarrestar los ataques contra la vigencia de los Dones del Espíritu Santo.

DESCARGAR

¿Puede la mujer enseñar? – Chuy Olivares

Hoy día existe mucha confusión sobre el papel de la mujer tanto en la casa como en la iglesia. Esta incertidumbre nos ofrece una buena oportunidad de estudiar de nuevo lo que la Biblia enseña sobre la materia. Siendo la iglesia el pilar y fundamento de la verdad (1 Timoteo 3:15), es sumamente importante que la iglesia refleje la verdad bíblica acerca del papel de la mujer.